¿Qué pasa?
Salir Entrar
Periódico universitario
«El secreto de la vida no es hacer lo que quieres, sino querer lo que haces»   (proverbio americano)

Menu del Sitio

Secciones de noticias
№ 24
№ 23
febrero-marzo de 2010
№ 22
№ 21

Para Entrar

Sitios Amigos

Catálogo de los artículos
Inicio » Artículos » Año lectivo 2009/2010 » № 23

¡Picasso en Moscú!
A finales de febrero en el Museo Estatal de Arte Figurativo con motivo del Año de Francia en Rusia se inauguró la exposición "Picasso. Moscú. De la colección del Museo Picasso de París”.
La colección expuesta en Moscú es muy rica: aquí están presentes cuadros, fotos, gráficos, escultura, cerámica, grabados, libros ilustrados. Esta colección del pintor español es muy "personal, acompañó al artista a lo largo de su vida creativa. Todos los objetos llevan la huella de sus emociones personales, alegres o trágicas, guardan los secretos de sus dudas y experiencias, que a veces no están destinados a los ojos ajenos.
La exposición permite seguir la evolución de toda creación del grande pintor año tras año, a partir de sus primeros experimentos hasta las obras filosóficas de los últimos años de su vida. La exposición se abre con las obras de los primeros años del siglo XX, de la pintura del período azul. Con tristeza y melancolía Picasso pinta el tema de la muerte, de la vejez, de la pobreza ("Ciego y lazarillo”, 1903; "El retrato de Jaime Sabartés”, 1904). Las caras de las personas, afligidas y doloridas, recuerdan el estilo de El Greco. Y todo esto está pintado en los colores azules como el reflejo de los sufrimientos humanos.
Luego siguen las obras del período rosa, caracterizado por las imágenes de personas del mundo del circo y comediantes ambulantes (la escultura "Bufón”, 1905; el cuadro famoso "Acróbata y joven equilibrista”, 1905; "Dos hermanos”, 1905). Los períodos del cubismo "analítico” y cubismo "sintético” están presentados con obras de primera clase ("Un hombre con guitarra”, 1911) y ("Un hombre con bigotes”, 1914). Sorprenden las obras en la técnica del collage y "pinturas-relieves” en las que Picasso creó un espacio artístico balanceando entre la pintura y la escultura ("Vaso, pipa, as de tréboles y dados”, 1914).
Pablo Picasso guardó una estrecha relación con Rusia. Por eso los dibujos y las fotos dedicados al ballet ruso tienen un interés especial en la exposición. Una vez Picasso decoró la representación de la empresa teatral de Sergéi Diágilev. La cooperación del pintor con el ballet de Rusia es un episodio central en el tema "Picasso y Rusia”. La bailarina rusa Olga Jojlova fue la esposa de Picasso. La exposición incluye su famoso retrato.
El período de acercamiento con el surrealismo que comenzó a mediados de 1920 está representado en gran escala. Estas obras son, quizás, las más difíciles para la percepción. Están ampliamente conocidas en el extranjero, pero en Rusia son exhibidas muy raramente. Parece que estos cuadros trascienden todos los límites de realidad (por ejemplo, "Mujer lanzando una piedra”, 1931). El cuerpo humano se convierte en esqueleto de piedra, las bañistas graciosas toman poses acrobáticas, la cara de la amada del pintor se convierte en un collage de metal. No cada espectador podrá comprender y apreciar estas obras: en una imagen se puede destacar solamente un objeto (por ejemplo, un florero o un jarro), o aún una parte del objeto (por ejemplo, las cuerdas de guitarra), y todo lo demás son líneas, pinceladas, que forman figuras geométricas, configuraciones que no recuerdan objetos reales. Estas obras se parecen a las pinturas de Dalí, Van Gogh, Max Ernst, y aún Malévich.
Los "juegos” del surrealismo se trasforman en el arte agudo y ardiente del final de los 1930- principios de los 1950. La pintura de este período está relacionada con el tema de la guerra y la muerte ("Un gato que ha cazado un pájaro”, 1939; "Masacre en Corea”, 1951). El período tardío de la obra de Picasso – 1955–principios de los 1970 – está representado por las obras grandes y ponderables, que hacen el resumen de todo el trabajo del pintor que entra en diálogo con los grandes pintores del pasado ("Desayuno en la hierba” de Manet, 1960).
En una de las salas del Museo se muestran documentales sobre Picasso, incluyendo "El Misterio de Picasso” de Henri Georges Clouzot. Los cuadros de la película muestran como el pintor creaba pinturas y esculturas, como pintaba sin apartar su mano del lienzo.
Les aconsejo que visiten esta exposición, y especialmente a aquéllos que enfrentan al vanguardismo con incomprensión y rechazo. Es posible que aquí, en la exposición, vosotros descubráis algo nuevo que aún no sospechasteis y que no valorasteis en el cubismo o el surrealismo. Al mismo tiempo definiréis para vosotros mismos por qué, a decir verdad, ensalzamos este nombre – ¡Picasso!
Categoría: № 23 | Ha añadido: quepasa (09.04.2010) | Autor: Gelia Filátkina
Visiones: 1318 | Ranking: 2.0/1
Total de comentarios: 0

Nombre *:
Email *:
Código *:
Copyright MyCorp © 2018